Consejos y requisitos para viajar con gatos o perros


Maullado por el
Gato triste y azul

La Guía para viajar con animales de compañía 2011 de la conocida Fundación Affinity también incluye prácticos consejos y recomendaciones para viajar con animales, con el fin de que esta experiencia sea lo más agradable posible tanto para el animal como para sus propietarios.

Recomendaciones previas
Cuando se van acercando las vacaciones y la familia se plantea la posibilidad de viajar con su animal de compañía, hay tres cuestiones fundamentales que considerar: hay que planificar las condiciones en que el animal viajará, ver si es realmente un viaje adecuado y que compense y finalmente, pensar si nuestra mascota puede resultar o no molesto en alguno de los lugares que se van a visitar.

Así, una vez decidido que el animal se vendrá con nosotros y no se quedará en casa al cuidado de alguien de confianza o en alguna residencia canina o felina, hemos de asegurarnos de que nuestra mascota se encuentra en óptimas condiciones para emprender el viaje, la Fundación Affinity recomienda hacer una visita al veterinario y a la peluquería. El veterinario, además puede dar recomendaciones sobre vacunas, medicación o prevenciones específicas para los lugares que se vayan a visitar. También es una buena ocasión para poner al animal el microchip identificativo.

En lo referente al equipaje, se ha de tener muy presente llevar todo lo necesario para la higiene de la mascota (toalla, champú, cepillo y spray desparasitador), y también para el paseo (collar, correa y bozal en caso de que sea necesario). Tampoco se debe olvidar todo lo que el perro o gato utiliza para la comida y el agua, sus juguetes preferidos y una manta. Todo ello le ayudará a que el cambio resulte mucho más llevadero.

¿Qué transporte escoger?
El coche es el medio de transporte más común, sencillo y cómodo para viajar con animales, por ello, es aconsejable utilizarlo para los recorridos cortos si el animal no está acostumbrado a viajar. Cuando el animal lo necesita, puede salir, pasear, comer, beber y hacer sus necesidades.
Para desplazarse de una forma más segura, tanto para el animal como para el resto de los pasajeros, es que el primero viaje en un transportín u otra opción es atarlo al cinturón de seguridad mediante un arnés especial para animales, pero sólo se recomienda para trayectos de corto recorrido.


El avión es un transporte muy rápido, y sin duda la única opción que se tiene cuando se va a ciertos destinos. La mayoría de las compañías aéreas admiten animales de compañía a bordo aunque como norma general, deberán viajar en la bodega del avión y sólo pueden hacerlo en cabina si cumplen una serie de requisitos. Igualmente, hay que asegurarse que la salud del gato resistirá el vuelo y tener claro que el animal no viajará con nosotros. Todo el mundo no está dispuesto a correr el riesgo de que el transportín se pierda, o de que el animal acabe muerto, como ocurre en alguna ocasión que otra.

Por lo general, hay que informar de que viaja un animal de compañía en el momento de hacer la reserva. Además, el número de jaulas está limitado por el tipo de avión.

Los requisitos para que viaje el animal cambian dependiendo de la compañía:
En Iberia el peso máximo del animal incluyendo la jaula es de 8 kg igual que en Air Europa y Vueling. Las medidas máximas del recipiente son 45 x 35 x 25 cm y éste podrá ser adquirido en Iberia por 25 euros.

En Spanair el número de plazas es limitado así que hay que llamar para asegurarse de la disponibilidad o no de plazas. En cabina el peso máximo del animal incluido el recipiente es de 6 kg igual que en Air Berlin y las medidas máximas de éste son 50 x 40 x 25 cm.

En cuanto a precios, Vueling es la compañía más económica ya que el coste del billete es de 20€. En Iberia, para trayectos nacionales el coste es de 25€ por viajar en cabina. Los precios en bodega oscilan desde los 40€, Air Berlin y Air Europa, hasta los 120€ en el caso de Iberia.

El tren puede también resultar una buena opción. Renfe ofrece diferentes opciones según la línea de la que se trate.

En los trenes de cercanías se admiten pequeños animales domésticos sin abonar cantidad alguna. Para los trenes de media y larga distancia existen ya limitaciones de peso (6 kg) y las medidas máximas del transportín son 60 x 35 x 35 cm. Sólo se permite un animal por transportín y viajero. Los animales deberán ir provistos de la cartilla de vacunaciones. En trenes AVE existe la posibilidad de que el animal ocupe una plaza, en cuyo caso se aplicará la tarifa que corresponda.
Finalmente, en los Ferrocarriles de la Generalitat de Cataluña, se puede viajar con animales domésticos gratuitamente, pero en ningún caso podrán ocupar asiento y los animales pequeños deberán ir en un bolso o transportín.

Si se escoge la opción de viajar por mar, se debe tener en cuenta que mientras Balearia ofrece un servicio gratuito para los animales de compañía, Transmediterránea aplica tarifas de transporte según la línea. En ambos casos el animal viaja en su correspondiente jaula, y en el caso de Transmediterránea el pasajero deberá ir provisto de los certificados de los animales prescritos por las Autoridades Sanitarias.

En autocar
la mayoría de las compañías no admiten animales y en taxi en la mayoría de las ciudades está permitido llevar perros pagando un suplemento.

Las empresas de transporte son otra alternativa, que Gatos en casa no recomienda por considerarlo peligroso, aunque existe el servicio que ofrece MRW o Travel Dog con vehículos especialmente diseñados y acondicionados para el traslado de mascotas en largos recorridos con sistema de ventilación.
Travel Dog ofrece atención veterinaria en ruta, un protocolo especial para cachorros y la posibilidad de que el propietario sepa, en todo momento, vía satélite, dónde se encuentra el vehículo que traslada a su mascota.

Excursiones
Las excursiones en el campo ofrecen la posibilidad de dar largos paseos, donde los animales pueden pasear sueltos aunque hay que estar siempre atento y pendientes de que no se alejen demasiado y darles abundante agua para beber o refrescarlos.

Para ir a playas es recomendable informarse previamente ya que en la mayoría de ellas no está permitido el acceso de animales durante la temporada de baño (junio-septiembre). Después del paseo por la playa, con o sin baño, es recomendable un baño de agua dulce para eliminar la arena y la sal de mar.

Dónde dormir
El precio medio en hotel por noche y animal es de 12 a 30 euros, según el tamaño del animal y la categoría del hotel. Al hacer la reserva, hay que indicar que se viaja con el animal y de que nuestra mascota no molestará a los clientes ni al servicio del hotel. Hay hoteles que prohíben la entrada de animales, sin embargo, cada vez son menos.

Las Casas Rurales también son una buena alternativa. Estos establecimientos son edificaciones situadas en el medio rural y que se destinan de forma habitual y profesional al alojamiento turístico de carácter temporal. El alquiler de las casas rurales es íntegro y es probable que el propietario no cobre un precio adicional por admitir mascotas.

En los Campings el precio por noche y animal oscila entre los 3 y 5 euros, dependiendo la categoría del camping. Cuando se trata de tiendas de campaña o caravanas particulares no hay ningún problema para la admisión de la mascota. En las modalidades de bungalows y casas de madera no suelen aceptar animales. En algunos casos, se deberá presentar la cartilla sanitaria en recepción y es recomendable que los animales estén atados siempre que estén dentro del recinto del camping.

Pasaporte Europeo para viajes al extranjero
Se recomienda llamar a la embajada o al consulado del país a visitar para verificar la información sobre permisos de entrada y requisitos para los animales de compañía. Tendrá que especificar el país de procedencia y el recorrido que piensa hacer.
Solicite información sobre enfermedades endémicas en el país de destino, las vacunas necesarias y otras medidas preventivas.

Desde el 1 de octubre de 2004, los perros, gatos y hurones que se desplacen por los estados miembros de la Unión Europea precisan un Pasaporte Europeo para Animales de Compañía. Se puede obtener el pasaporte en la consulta del veterinario, previa identificación del animal (microchip) y tras vacunarlo contra la rabia. Los desplazamientos de animales menores de 3 meses necesitarán autorización expresa del Estado miembro de destino.

El Ejecutivo comunitario prevé que esta medida facilite los desplazamientos con animales, puesto que hasta el momento existían diferentes tipos de documentos para controlar su estado de salud. Además, facilitará el trabajo de los veterinarios, puesto que les permitirá comprobar en el documento cuál es el historial médico del animal. Si va a viajar a través de una agencia comunique que viajará con su animal de compañía.

TEMAS RELACIONADOS:


No hay ronroneos para "Consejos y requisitos para viajar con gatos o perros"

▼▲ Mostrar/ocultar ronroneos

¿Y tú, lindo gatito, tienes algo que ronronear?

 
Ir arriba