Cómo hacer una casa al más puro estilo The Cats' House


Maullado por el
Gato triste y azul



La genuina The Cats' House es el mejor sueño para cualquier gato doméstico que no quiera dejar de serlo. Rampas por doquier, pasarelas, que atraviesan toda la casa, conectando las habitaciones a través de las paredes... Sí, sí, aunque parezca increíble, esta casa existe, está en San Diego, California, y en ella viven ocho privilegiados gatos, un par de perros y sus dueños y creadores de tal maravilla: el fotógrafo Bob Walker y la escritora Frances Mooney.


Incluso tiene un libro, y una divertida web, en la que puedes darte un tour online por la casita desde la tuya, y como poder, también puedes visitarla, pues tan original morada celebra una jornada de puertas abiertas cada año, dando la oportunidad a curiosos y prensa de ponerse las botas haciendo fotos únicas.


¿Pero, qué hacer si nos gusta la idea y queremos montar un invento parecido en casa? Hasta que salga el libro de la parte bricolajera de The Cats' House, que todavía no existe, tendremos que sacar nuestras propias conclusiones a través de algunas de las imágenes que hay en la web, y que  el mismo Bob, muy amablemente, nos ha autorizado a reproducir aquí.

Tal y como dicen sus mismos creadores, el palo rascador necesitó más de doscientos metros de cuerda de sisal, que compraron del típico color amarillento y luego tiñeron ellos mismos para lograr el tono encarnado. Si quieres conocer más detalles sobre este asunto, pásate a este otro post, en el que hablamos del cómo instalar un rascador trepador con pasarela hasta la pared. O a este otro, en el que aprenderás a hacer un rascador más modesto, pero que  a buen seguro chiflará a tu gato.

En el resto de las imágenes puedes observar detalles que quizás te sirvan, sobre todo si eres un poquito manitas o sabes lo básico del trabajo de la madera. O, también, por qué no, si tienes un carpitero a mano pueden serte útiles para darle algunas indicaciones:


Como puedes comprobar,la obra de bricolaje se adapta al estilo de la decoración de la casa, tanto en colores como en formas. En este caso, el estilo es el arte popular mexicano, pero podemos cambiar el aspecto final en la fase del pintado y de los útlimos retoques. Dejar la imaginación volar es un plus para conseguir unos resultados envidiables.

Como hemos apuntado, el bonito libro titulado The Cats' House habla de algunos detalles, pero no da indicaciones precisas sobre el paso a paso de esta obra, en la que muchos amantes del gato se muestran interesados.

Debido a esta carencia, y animando a Bob y a Frances a escribir ese libro tan demandado, en Gatos en casa os hemos escrito este post, con la sospecha y creencia de que cualquier carpintero o manitas puede muy bien inspirarse en estas imágenes para lograr un resultado brillante. Y, todavía mejor que mejor, si quieres dejar algunos consejos en los comentarios.



Por cierto, tal y como nos aconseja Bob, tengamos en cuenta que las tablas pegadas a la pared dificultan al gato dar la vuelta, por lo que en éstas hay que ser más generosos con su anchura, no crear caminos de una sóla dirección,  es decir, sin salida o continuidad, intentando dársela a través de pequeñas estaciones, rampas que permitan bajar o de puertas gateras que conduzcan a otra habitación.

Fuente: The Cats' House

TEMAS RELACIONADOS:


3 ronroneos en el artículo: "Cómo hacer una casa al más puro estilo The Cats' House"

▼▲ Mostrar/ocultar ronroneos

¿Y tú, lindo gatito, tienes algo que ronronear?

 
Ir arriba