Las tribulaciones de un gato disfrazado en Halloween


Maullado por el
Gato triste y azul



Pocas veces las palabras tienen tanto significado y son tan apropiadas como en esta ocasión. Sí, hablamos del vocablo tribulación, que el diccionario de la RAE define como congoja, pena, tormento o aflicción moral y, como segunda acepción, dícese de la persecución o adversidad que padece el hombre. En este caso, cambiemos hombre por gato y suavicemos un poco lo de tormento, y ya tenemos una palabra que se ajusta como un guante a esta situación. Lo mismo que el disfraz, ideal de talla pero una auténtica pesadilla para Dexter, el sufrido y graciosísimo minino. Mira, mira las instantáneas, y verás en la que se vio el pobre animalito con tan indescriptible, inefable disfraz...

Vaya por delante que este post se hace con todo el humor y la simpatía, y que sólo es un guiño a una situación frecuente en Halloween, esa que consiste en disfrazar a los gatos con modelitos inverosímiles, que a los pobres los tienen atribulados. Va por ellos...




Fuente: www.gatosencasa.com
Fotografía: Shardofblue

TEMAS RELACIONADOS:


No hay ronroneos para "Las tribulaciones de un gato disfrazado en Halloween"

▼▲ Mostrar/ocultar ronroneos

¿Y tú, lindo gatito, tienes algo que ronronear?

 
Ir arriba