Disfraces dignos e indignos para tu gato en Halloween


Maullado por el
Gato triste y azul

Este gato se ha atrincherado en el rincón y sujeta fuerte el disfraz, como diciendo, Nunca más.


Disfrazar a un gato de carácter manso en Halloween es jugarle una mala pasada, que aceptará estoico pero con una carita que será un auténtico poema. Si, por contra, el gato tiene una fuerte personalidad, intentar ponerle el gorrito, las alitas o el trajecito es arriesgarse a acabar lleno de arañazos, en su intento por zafarse de algo, en cierto modo, va contra su naturaleza.


Es la manera felina de decir nones a colocarse el atavío que, sin embargo, tanta gracia nos hace a nosotros... Pero no todo está perdido, existe un punto medio: hay algunos trajes menos espectaculares (o menos ridículos, diría un gato) que sirven a las mil maravillas para que los mininos participen de la atmósfera de la fiesta. Veamos las dos caras de la moneda.

Disfraces dignos
Es difícil encontrar en la red fotos de disfraces de Halloween tolerables por un gato, pero no imposible. Aquí vemos cómo un jersey que parece una calabaza da el toque perfecto y el gato está mucho más cómodo que con los típicos trajecitos con gorrito, capita y demás. Eso, amén de la movilidad que le resta al animal, pudiendo ser hasta peligroso.

Por supuesto, al hablar de peligrosidad del disfraz nos referimos a dejar al gato deambular sin supervisión, y no a la típica situación de vestirlos tan sólo se ponen durante unos minutos para hacerse la típica fotografía graciosa.
Este jersey protege al gato del frío y de un buen disgusto... y da un toque de fiesta al hogar.


Alternativas al típico disfraz
Si queremos celebrar Halloween y que nuestro gato participe de la fiesta, podemos hacerlo respetando su tranquilidad y dignidad utilizando un poco de picardía. Por ejemplo, podemos ser nosotros los que nos disfracemos y utilizar al gato para hacernos la fotografía junto a él.

Otra idea es, por ejemplo, aprovechar una decoración típica de Halloween para hacer una instantándea linda, o darle al photoshop y crear un fotomontaje en el que nuestro gato sea la estrella. Podremos disfrazarlo a nuestro antojo sin que se queje lo más mínimo...
Mira un par de ejemplos bien chulos para una instantánea:


¿Le pongo el disfraz o no se lo pongo? 
¿Qué hacer, disfrazar a nuestro gato o pasar de hacerlo...? Hay personas que no ven nada grave en vestir al gato durante un ratito, mientras otros opinan que los gatos ya llevan su propio vestido natural y hay que respetárselo.

Como orientación práctica, si hay dudas, podemos decirq ue todo depende del carácter del minino, de su forma de reaccionar y de lo difícil de poner o molesto de que sea de llevar. Decidamos sin olvidar que nosotros tenemos la responsabilidad de cuidar y proteger la salud y el bienestar de nuestra querida mascota. Por lo demás, si tratamos con cariño a nuestro gato en todo momento, esta sensibilidad nos llevará hasta la respuesta adecuada en cada caso concreto.

Fuente: www.gatosencasa.com
Fotografía: Shardsofblue
Fotografía: bdu
Fotografía: JSchoeck
Fotografía: freshpinkpaint
Fotografía: AlisahV
Fotografía: twitchcraft
Fotografía: alamosbasement
Fotografía: erikogan

TEMAS RELACIONADOS:


No hay ronroneos para "Disfraces dignos e indignos para tu gato en Halloween"

▼▲ Mostrar/ocultar ronroneos

¿Y tú, lindo gatito, tienes algo que ronronear?

 
Ir arriba